En el  post anterior «Aceite de coco, ¿qué es y para qué sirve?» os contaba las maravillosas propiedades del aceite de coco, preserva la humedad e hidratación de tu piel, te protege contra las agresiones de los rayos solares, preserva el colágeno y la elastina o que es antimicrobiano y previene las infecciones de la piel, entre otros muchos beneficios.

Lo puedes usar tanto en la piel del rostro como en la del cuerpo y repara extraordinariamente también tu cabello.  Pues bien, hoy te hablaré de otro de los beneficios que puede aportar a tu rutina de cuidados, este elixir de belleza natural.

¿Por qué desmaquillarse con Aceite de coco?

¿Sabías que el aceite de coco es perfecto para desmaquillar tu rostro?

  • El aceite de coco limpia en profundidad la piel ayudando a eliminar células muertas, de forma natural y sin dañar tu piel. Al ser un aceite puro no contiene ingredientes tóxicos ni agresivos.
  • Debido a su poder antimicrobiano y antibiótico por la presencia de ácido laúrico, ayuda a prevenir infecciones de la piel como el acné. Pero para que cumpla esta misión asegúrate de que al aceite de coco no le han eliminado el ácido laúrico. ¿Cómo puedes saberlo? Si tu aceite de coco está siempre líquido, a temperatura inferior a 24 grados, le han extraído este ácido, para conseguir que esté siempre líquido.
  • Después de desmaquillar, tu piel estará nutrida debido a la gran cantidad de vitaminas que contiene.
  • Es idóneo para desmaquillar pieles sensibles ya que calma mucho las irritaciones.
  • No irrita los ojos, aunque se te meta dentro no te va a escocer, siempre que no te entre algún ingrediente nocivo del maquillaje, claro.

Como usar y Pasos para desmaquillar tu rostro con aceite de coco

Según la época del año en la que estés, el aceite puede estar líquido o sólido (recuerda que estamos hablando siempre de un aceite de coco puro y de primera presión en frío). En el caso de que esté sólido, cogeremos una pequeña cantidad y lo calentaremos con nuestros dedos.

Pon el aceite en un disco desmaquillador y masajea tu piel con movimientos circulares para ir disolviendo el maquillaje. Presta especial atención en la zona de los ojos, haz ligeros movimientos circulares hasta conseguir disolver todo el maquillaje, en especial la máscara de pestañas. Si te entra en el ojo no te preocupes, al ser aceite natural no te dañará.

Una vez masajeado todo el rostro podemos elegir la opción que más se adapte a nuestro gusto o tipo de piel:

  • Piel seca, deshidratada o sensible, mi consejo como esteticista es que evitemos el agua todo lo que podemos por su contenido en cloro y otras sustancias y retiremos los restos de maquillaje con un tónico, agua floral o hidrolato que no nos resecarán.
  • Piel grasa o mixta (si se puede desmaquillar con aceite de coco, recordemos que es un gran antimicrobiano y nos ayudará a evitar el acné), retiraremos los restos de maquillaje con un algodón empapado en agua o directamente, aclararemos con agua si nos gusta más la sensación del agua directa en la cara.

Cuidado de la piel con el aceite de coco

Como habrás podido observar, el aceite de coco es opción buena y totalmente segura para desmaquillar tu piel. Pero recuerda que el aceite tiene que ser de buena calidad, puro y de primera presión en frío. Es importante que el aceite no esté refinado ya que para el proceso de refinado se usan muchos compuestos nada recomendables y el resultado es un aceite sin nutrientes.

¿Estás buscando un tratamiento facial en Zaragoza?